image

Técnica de infiltración de estructuras dolorosas puntuales

Podemos utilizar esta técnica para realizar la infiltración de los siguientes tipos de alteraciones:

CODO:
  • Sd. túnel cubital
MANO Y PULSO:
  • Sd. túnel carpiano
PIE:
  • Neurinoma de Morton
  • Fascitis plantar
  • Espolón calcáneo

Pasos a seguir

  1. Asepsia con Betadine®, con la técnica de ampliación centrifuga del círculo, en la zona elegida según lesión a infiltrar.
  2. Anestesia puntual con anestésico, usando una jeringa de insulina cargada con anestésico.
    Con aspiración previa a infiltrar para evitar punciones sanguíneas.
  3. Realiza una punción con una aguja subcutánea (en estructuras superficiales) ó intramuscular (en estructuras profundas), e inyectar la mezcla de infiltración (anestésico y corticoide de depósito en proporción 1:1), en la zona perilesional (como en los neuromas, espolones, fascitis, zonas de compresión tendinosa, etc.).
  4. En algunos casos se puede realizar un vendaje funcional u ortesis para favorecer la curación, como en el caso de el síndrome del túnel carpiano.

Material necesario

  • Según la profundidad de la estructura dolorosa, se puede optar por:
    • Superficial: Aguja de 0,5 x 16 mm (Naranja, subcutánea)
    • Profunda: Aguja de 0,8 x 40 mm (Verde, intramuscular)
  • Jeringas de 2 ó de 5 ml
  • Anestésico
  • Mezcla de infiltración: Corticoide de depósito y líquido anestésico en proporción 1:1

Compartir artículo: